Movilidad

Qué pasa si mezclas una furgoneta con una bicicleta

Que tiemblen los drones de Amazon porque, en un pequeño fabricante del Reino Unido, los noruegos han encontrado su respuesta para un rápido reparto de cartas y paquetes. Hablamos de la EAVan, una fusión entre furgoneta y bicicleta eléctrica.

La compañía Posten Norge, responsable de los servicios postales noruegos (junto con Bring.com, su socia de logística y paquetería), ha encargado una flota de vehículos eléctricos insólita para hacer su trabajo.

Dicha flota está compuesta por una serie de unidades de la EAVan, una creación de la empresa Electric Assisted Vehicles Limited (EAV), que se fabrica en Oxfordshire (Reino Unido). Esta empresa fue fundada por antiguos ingenieros aeroespaciales, de Fórmula 1 y ejecutivos de la industria de la automoción. Juntos, analizaron cómo mejorar la eficiencia de los vehículos de hoy en día y eliminar todo gasto energético innecesario. EAV presentó el resultado, la EAVan, en la Cumbre de Vehículos Eléctricos de Oxford (Oxford EV Summit) hace apenas un mes.

¿Qué es realmente una EAVan?

En un principio, la EAVan puede parecer una bicicleta eléctrica con una zona de carga adherida, pero EAV mantiene que es justo lo contrario: Una furgoneta reducida al esqueleto. A los responsables de EAV les preocupaba especialmente que los conductores se sintieran cómodos y protegidos de los elementos. Al fin y al cabo, son estos usuarios los que tienen que acostumbrarse al uso de otro tipo de vehículo… y los que agradecerán que tenga techo cuando llueva. “Empezamos con la idea de la carrocería exterior de una furgoneta ligera, y añadimos el sistema de propulsión a pedales asistido eléctricamente”, cuenta Adam Barmby, el CEO de la compañía. No obstante, este último sistema se atiene a la normativa existente para las bicicletas eléctricas.

Para operar con la EAVan, se pueden elegir dos versiones: Una con carrocería corta y otra de carrocería larga. En este caso, Posten Norge ha solicitado unidades de ambos tipos. El compartimento de carga cuenta con una capacidad de entre 1 y 3 metros cúbicos de capacidad, en la cual se pueden transportar hasta 120 kg de peso. Toda la carrocería está fabricada en composite biodegradable, mientras que el chasis de acero templado es fácilmente reciclable.

Para EAV, el acuerdo con Posten Norge representa la oportunidad de probar las EAVan en entornos urbanos reales. El objetivo de Posten Norge pasa por usar única y exclusivamente vehículos con cero emisiones para el año 2025. Tras introducir el modelo en Escandinavia, EAV asegura que seguirá buscando nuevos mercados. Además, la empresa considera que otros profesionales también pueden utilizar la EAVan, como los médicos de familia y cuerpos de policía.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.