Empresas

¿Cómo protege tu coche uno de los dispositivos más seguros de España?

Un sistema que protege los puertos USB de ciberamenazas ha conseguido una importante acreditación de seguridad. ¿En qué consiste y cómo puede ayudar a hacer más ciberseguro tu coche?

Pen drive con diseño similar a la madera, apoyado sobre un tronco cortado
Photo by Kaboompics .com from Pexels

Conducir sin música es algo impensable para muchas personas. Por eso, lo primero que hacen tras arrancar es conectar su móvil o introducir un pen drive en la toma USB del coche. Pero ¿puedes fiarte de que ese aparato que has enchufado es ciberseguro? ¿O quizá contenga algún virus? Si no sabes la respuesta, ¿cómo puedes asegurarte?

Protege las tomas USB

Una posible solución sería que las marcas apostasen por integrar en sus vehículos, de fábrica, un dispositivo que analizase si un pen drive contiene virus u otro tipo de amenazas antes de que los archivos maliciosos lleguen al ordenador del coche.

Un producto que podría ayudar a cumplir esa función es el Safe Door de la empresa authUSB. Es un aparato que tiene el tamaño de un router y protege cualquier tipo de ordenador -también los del coche- de aquellos dispositivos USB que puedan contener ciberataques. Si conectas al Safe Door un pen drive, analiza si es seguro o no antes de descargar la información -y, por tanto, el ciberataque en caso de contenerlo-. Así, se cierra la puerta a, por ejemplo, un pen drive infectado con un virus.

Puede detectar los tres tipos de vectores de ataque posibles: a nivel software -virus-, hardware -vectores de robo de información o infección de equipos y redes- y eléctrico -USB killers, que producen una descarga eléctrica que funde los componentes electrónicos del sistema-.

Sin embargo, desde authUSB confirman que, de momento, ningún fabricante de automóviles se ha interesado en su dispositivo para instalarlo en sus coches. ¿Y comprarlo un conductor por su cuenta? Por el momento, tanto el precio -a partir de 900€, según los años de actualizaciones que se decidan contratar- como el enfoque del producto están destinados a empresas con un equipamiento informático muy grande. Así, solo a industrias o grandes oficinas sí les saldría rentable la compra -a través de la web de authUSB-.

Cabe señalar que el Safe Door no cuenta con garantía en caso de que el mecanismo de defensa falle y se cuele un ciberataque a pesar de emplearlos. La empresa justifica su decisión afirmando que en un crackeo intervienen varios factores externos, que no siempre pueden ser controlados y auditados.

El CCN acredita su seguridad

El Safe Door acaba de conseguir la acreditación LINCE que otorga el Centro Criptológico Nacional -CCN-, lo que supone su inclusión en el Catálogo de Productos de Seguridad de las Tecnologías de la Información y Comunicación -CPSTIC-.

Se trata de un catálogo en el que se recogen todas las soluciones de seguridad de las Tecnologías de la Información y la Comunicación -TIC- que tienen garantías de seguridad contrastadas. Safe Door ha obtenido la clasificación alta para el Esquema Nacional de Seguridad, que indica que es un producto totalmente confiable y que cumple con los máximos estándares de seguridad y cualificación.

María Cobas, directora comercial de authUSB, declara a HackerCar que “estamos orgullosos de que en ese catálogo todas las empresas son multinacionales menos nosotros”. Añade además que la acreditación implica “que en principio no existe otra solución que cubra todas las necesidades que cubre la nuestra”.

Cobas también destaca la utilidad que podría tener este dispositivo para la ciberseguridad de los vehículos: “A través de cualquier USB se pueden descargar en el coche comandos que permitan controlar el vehículo de forma remota. Con el Safe Door instalado, esos riesgos se podrían bloquear”.

J.M. de la Torre
He estudiado Periodismo para aprender cada día algo nuevo y Humanidades para pensar por mí mismo. Después de ponerme tras los micrófonos de COPE, estoy dispuesto a pasar página en el periodismo del motor. Desde bien pequeñito, los coches han estado en el centro de mis intereses y (según cuentan mis padres) ya con 3 años dejaba alucinada a la gente porque sabía reconocer la marca y el modelo de los coches que veía. La curiosidad es algo fundamental para un periodista, y ¡cómo no iba a sentir curiosidad por los coches del futuro y las tecnologías que los harán posibles!

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.