Tecnología HC

Viloran: así es el coche que adora el CEO de VW

Es uno de los hombres más poderosos de la industria del motor y, como máximo responsable del grupo VW sus opiniones son muy fundadas y cuentan mucho. Así que.. ¿de qué coche se ha enamorado Herbert Diess?

Imagen del CEO de VW con el Viloran

Nos hemos acostumbrado a que todo un CEO como Diess ‘baje al barro’ y no le importe probar los nuevos lanzamientos del grupo automovilístico que preside. Hace algo más de un año lo vimos, sin pelos en la lengua, hablar de los puntos fuertes y aspectos a mejorar del nuevo Cupra León híbrido. Y, ahora, ha vuelto a ser protagonista por protagonizar una divertida publicación en redes sociales.

El protagonista que le acompaña es las imágenes es… el coche más grande de VW. De hecho, es un vehículo que se va hasta los 5,34 metros de largo, 1,97 m de ancho y 1,78 m de alto… pero con un inconveniente; el primero, que no lo veremos en Europa, porque es un monovolumen destinado al mercado chino, donde estos coches pueden convivir con el éxito de los SUV.

En cuanto al coche en sí, sería como el hermano mayor del VW Sharan que sí conocemos en Europa, y una alternativa directa a modelos como el Chrysler Pacífica, el Toyota Sienna, el Honda Odyssey o el Kia Sedona. Estéticamente, sobr todo el frontal, recuerda a algún modelo de la marca que sí conocemos en España, como el VW Touareg. Dispone de dos grandes puertas traseras correderas con apertura y cierre eléctricos, faros de leds, llantas de hasta 20″, sistema de acceso y arranque sin llave, portón trasero con apertura automática…

Imagen interior del VW Viloran

El interior es muy espacioso y cuenta con siete plazas, distribuidas en formato 2+2+3. Por diseño resulta bastante clásico y se aleja un poco del estilo ‘digital’ y muy sofistico de los últimos modelos de la marca, sobre todo los Golf 8 o ID.3. Con todo, el salpicadero transmite una sensación lujosa, bien por la combinación de colores claros como por la inclusión de grandes inserciones de madera, los tapizados en cuero de alta calidad… Tampoco faltan elementos tecnológicos, como los mandos táctiles para el climatizador, la luz ambiental con diversos colores a elegir o el cargador inalámbrico para móviles compatibles.

En el centro del salpicadero está la pantalla de 9,2″ del que denominan ‘sistema interactivo multimedia inteligente’, que cuenta con acceso a las fuentes de sonido, telefonía, navegación… Tampoco falta el cuadro de mandos completamente digital y configurable, así como unos asientos magníficos; de hecho, los de la segunda fila cuentan con las butacas ‘Captain Chair’, que disponen de reposabrazos, todo tipo de reglajes eléctricos, soporte para teléfono móvil y portavasos, su propia guantera, calefacción y ventilación así como tres programas de masaje con tres niveles de intensidad.

Esos asientos parecen de… un avión

Asimismo, estas plazas disponen de sus tomas USB, su sistema de iluminación y, como el resto del vehículo, se benefician del equipo de sonido Dynaudio con 12 altavoces o del sistema de climatización con mandos independientes para regular la temperatura y el caudal del aire en esa zona del coche.

Por lo que se refiere a la parte dinámica, este modelo recurre como base a una plataforma que sí conocemos bien en Europa: la MQB, es decir, la misma que ofrece un Passat, aunque como es lógico en este caso ha sido adaptada al mayor tamaño del Viloran. La única versión con la que se vende en China se denomina 330TSI e incluye un motor 2.0 turbo gasolina con 220 CV, asociado en exclusiva a la tracción delantera y a un cambio automático DSG de doble embrague con siete velocidades.

Imagen de Herbert Diess dentro del VW Viloran

Los datos facilitados en cuanto a rendimiento, lo cierto es que resultan muy buenos para un coche que pesa 2.115 kg; por ejemplo, la aceleración de 0 a 90 km/h -sí, ese es el dato que se propociona- es de 6,2 segundos, con una velocidad máxima de 200 km/h y un consumo medio de 7,6 l/100 km. En cuanto al precio, el punto de partida sería el equivalente a unos 36.000 euros… que es muy competitivo para el tamaño, equipamiento y potencia del Viloran; esa cifra llega a los 51.000 euros en las versiones más equipadas.

Los asistentes a la conducción también son conocidos de otros modelos de la marca. Por ejemplo, no falta un sistema de asistencia de frenado inteligente para evitar posibles accidentes o atropellos. También hay un control de velocidad activo, el asistente de mantenimiento de carril -que junto con el anterior y el asistente de conducción en atascos dotan a este modelo de cierto nivel de autonomía-, las luces inteligentes que evitan deslumbramientos a otros conductores, el dispositivo de aparcamiento automático…

Y a todo esto, ¿qué opina Herbert Diess?

Pues el CEO de VW se refiere a este modelo como la limusina con chófer «más cómoda que puedes imaginar». Alabó su gran espacio para siete personas, destacó el confort de los asientos e, incluso, la calidad del equipo de sonido, al que calificó de mejor que el que llevan otras alternativas «de mayor precio».

Imagen del CEO de VW con el Viloran

Además, considera que gracias al motor de cuatro cilindros consigue ser bastante económico para su tamaño, al tiempo que asegura que uno de los puntos fuertes de VW es que es capaz de construir modelos muy diferentes entre sí, adaptados a diferentes regiones del mundo con distintas necesidades.

«El Viloran es exclusivo para China. Viajar con mucha comodidad es esencial para las familias y los gerentes chinos. En Europa, el estatus de una limusina puede ser de mayor valor en la política y la economía». Finalmente, Diess acaba felicitando a los responsables de VW por este producto «para un segmento gobernado por nuestros competidores, General Motos y Toyota… aunque espero que por no mucho tiempo».

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.