Expertos HC

El intento de coche autónomo que cayó en el olvido

Aunque el coche autónomo se ve como una novedad, lo cierto es que en los años noventa ya se realizaron con éxito pruebas de conducción sin que nadie manejase el volante, pero el avance cayó en el olvido.

Conducción Autónoma

El concepto de coche autónomo no es algo nuevo. Podría sorprenderte el número de proyectos de este estilo que se desarrollaron en la década de 1920. Muchos de esos sistemas dependían de ayudas externas al vehículo que se encontraban en la carretera. Sin embargo, es ahora cuando los vehículos automatizados están más cerca de la realidad que de la ficción. Una mayor capacidad de procesamiento, ordenadores más pequeños y eficientes, o sensores de radar de muy alta frecuencia, son sólo algunas de sus nuevas tecnologías.

En Corea del Sur, el profesor Min-hong Han y su equipo de estudiantes aprovecharon esos avances tecnológicos y construyeron un coche autónomo, que recorrió con éxito las calles de Seúl a lo largo de varias pruebas. Una segunda versión del vehículo condujo de manera autónoma a lo largo de 300 kilómetros, desde la capital hasta la sureña ciudad portuaria de Busan. Podrías pensar que esto es un hecho nada noticioso, pero es que esto se logró en los años noventa, y fue posible gracias a un ordenador de sobremesa que funcionaba con Intel-386.

¿Por qué no salió adelante?

El proyecto dio mucho de lo que hablar por aquel entonces, y fue mostrado en la Expo’93 Especializada de Daejeon. Desgraciadamente, el gobierno surcoreano decidió cancelar el programa de investigación, pues no le encontraron hueco dentro del desarrollo de las industrias pesadas, como lo serían la construcción de barcos o la producción de acero, entonces presentes.

Dado el tremendo interés por coches autónomos en la actualidad, y con los beneficios que tendría a posteriori, nos preguntamos si fue la mejor elección. Y es que esta no es la única decisión tomada por Seúl que parece cuestionable, observada desde un punto de vista actual. Es famoso el recuerdo de que, a finales de 2004, unos ejecutivos de la poderosa empresa tecnológica Samsung rechazaron el por entonces novedoso sistema operativo de Andy Rubin. Diseñado para cámaras digitales y para móviles, y tan sólo unas semanas más tarde, Android sería comprado por Google.

El canal de Youtube del Profesor Han

Deberíais echarle un vistazo a su canal en esta red social. En él muestra vídeos filmados con la cámara del vehículo en cuestión. Esto mientras operaba bajo ciertas condiciones, y revestido con marcadores de reconocimiento del carril y otras informaciones. Yo mismo he conducido por las calles de Seúl, y sólo eso ya supone una experiencia atemorizante.

Pero el profesor Han es capaz de sentarse en el asiento trasero de su propio vehículo, tan confiado en los sistemas que ha diseñado que ni siquiera decide ponerse el cinturón de seguridad.

*Artículo escrito por Chris Lott y publicado originalmente en Hackaday.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.