Exclusivas

¿Se ha congelado el coche eléctrico de Porsche?

No, no es que el proyecto se haya paralizado: simplemente, el primer modelo completamente eléctrico de Porsche ha tenido que pasar una de las pruebas más duras para un vehículo de este tipo: la congelación.

Imagen de un Porsche Taycan en la nieve

En la región de Escandinavia más próxima al círculo polar ártico tienen un significado específico para la palabra ‘frío’. No es, simplemente, una sensación incómoda que te entumece las manos, te provoca catarros y te hace torcer el gesto. En esta zona del planeta, un ‘buen día’ del invierno es aquel en el que luce el sol y el viento está en calma, aunque el termómetro no suba de los -15Cº.

Parece un sitio perfecto para hacérselo pasar mal a cualquier persona y a cualquier máquina; pero, en especial, a aquellas que se alimentan de la electricidad, ya que las que utilizan baterías suelen ser muy sensibles, en cuanto a autonomía, a las bajas temperaturas. Precisamente ha sido alli donde Porsche se ha llevado su primer modelo completamente eléctrico, el Taycan.

Aunque, como veremos, Porsche no se ha conformado con llevárselo a un sitio gélido en esta última fase de pruebas antes de su comercialización a finales de año a un precio que, se estima, partirá por debajo de los 100.000 euros en la variante más asequible.

En Escandinavia, los ingenieros está poniendo a punto el potencial del coche sobre nieve y hielo, comprobando cómo responden también sus dispositivos tecnológicos. Pero también el personal encargado de la puesta a punto ha viajado hasta Sudáfrica, aprovechando el calor en el hemisferio sur del planeta, para llevar a cabo ajustes finales en cuestiones como el rendimiento continuo y las prestaciones.

Otro lugar famoso por sus temperaturas muy altas es Dubai, donde el Taycan llevó a cabo recorridos de resistencia en los que se ensaya la carga de las baterías en este tipo de situaciones.

Así que, en resumen, en pocas semanas el futuro Porsche experimentó, a lo largo de un total de 30 países -tambien en Emiratos Árabes Unidos, China, Estados Unidos…-, lo que se siente funcionando en un abanico de temperaturas ambientales que van de -35 Cº hasta los 50 Cº, con una humedad que oscilaba entre el 20 y el 100%  Un periplo en el que se han cubierto cerca de seis millones de kilómetros; en realidad, una distancia similar a la que tiene que superar cualquier otro modelo de la marca alemana… incluyendo vueltas rápidas en circuitos.

Imagen de un Porsche Taycan circulando por la ciudad

Eso demuestra que el Taycan debe cumplir los mismos requisitos que, por ejemplo, un Panamera en cuanto a capacidades para usar a diario o llevarlo hasta el extremo… con la diferencia  de que, en este caso, también hay que tener en cuenta aspectos como la carga de las baterías o el control de temperatura del propulsor.

Mil ingenieros, ténicos y probadores, 100.000 recargas, carreteras situadas a 3.000 metros de altura… Poner a punto el Taycan ha conllevado un reto enorme.

Diez millones de km… en un ordenador

Además de las pruebas ‘reales’, los expertos de la marca también ha acumulado mucha experiencia del resultado de este modelo gracias a las pruebas hechas por ordenador con prototipos digitales. Y es que, hoy en día, gracias a los equipos informáticos se puede diseñar la carrocería, la parte eléctrica, el chasis o la electrónica de un coche como el Taycan.

Esa avanzada tecnología ha permitido sumar otros diez millones de kilómetros digitales, donde se analiza tanto el funcionamiento de los dispositivos por separado como cuando lo hacen en conjunto. ¿Uno de los lugares que visitaron virtualmente? El circuito de Nürburgring Nordschleife.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.