Movilidad

Qué empresas te acercan un punto de carga a tu coche eléctrico

El temor a quedarse sin batería es una constante para los conductores de coches eléctricos, a lo que se suma la todavía insuficiente red de carga en ciudades y carreteras. Pues, este problema ya tiene una solución: los cargadores móviles. Aquí te contamos más sobre ellos.

Imagen de un voltímetro
Foto de Thomas Kelley en Unsplash

La movilidad eléctrica cada vez gana más terreno en todo el mundo debido a sus ventajas, como la reducción de las emisiones de carbono que contribuyen a la conservación del medio ambiente. Pero el incremento de la demanda de este tipo de vehículos –coches, motocicletas, bicicletas, entre otros- también genera nuevos retos, uno de ellos es superar la escasez de puntos de recarga.

Actualmente, la red de carga no es suficiente para satisfacer las necesidades de los vehículos que circulan por las ciudades y, peor aún, en las carreteras. Esta situación genera en los conductores el miedo a quedarse varados por falta de batería –además que es uno de los factores que se tienen en cuenta a la hora de decidirse por un coche eléctrico-. Sin embargo, hay empresas que han previsto este escenario negativo y ofrecen soluciones al problema.

Se trata de compañías que ofrecen el servicio de recarga de baterías ¡en el lugar en que te encuentres!, ya sea en tu domicilio o en plena carretera. Inclusive, lo hacen con una mayor rapidez que la de cualquier punto de recarga fijo. Estas firmas ya operan en diferentes ciudades de Europa, incluyendo algunas localidades españolas. Pero, ¿cuáles son y cómo funcionan?

L-Charge

Esta empresa británica que fabrica cargadores de vehículos eléctricos, anunció en noviembre de 2022 su servicio de recarga móvil ultrarrápida para tres ciudades europeas: Madrid, Ámsterdam y Colonia. La compañía desarrolla y produce puntos de recarga de vehículos eléctricos sin conexión a la red, que funcionan con GNL, hidrógeno o una mezcla de ambos.

L-Charge cuenta con furgonetas de carga móvil que incorporan una minicentral eléctrica a bordo que utiliza dichos combustibles para producir electricidad, lo que le permite circular libremente por la ciudad y que se le llame cuando se necesite, a través de una aplicación similar a las que se utilizan para pedir un taxi. El servicio también permite reservar y asignar la estación móvil al lugar que te resulte más conveniente.

Imagen camión cargador L-Charge

Cabe destacar que uno de estos cargadores móviles proporciona una carga súper-rápida: del 0 % al 80 % en 10 a 20 minutos. Además, pueden cargar 24 coches eléctricos al día. La empresa británica anunció que durante su primer mes de funcionamiento ofrecerá a quienes se adhieran a su servicio un precio de carga de solo 10 céntimos por kWh en cualquier momento y lugar.

Una particularidad de estos cargadores es su capacidad para convertir el funcionamiento del motor de gas natural a hidrógeno -siempre que haya hidrógeno disponible-.

En su funcionamiento con hidrógeno, los cargadores móviles no emiten CO₂. Dependiendo de la situación, pueden funcionar al 100% con hidrógeno, con una mezcla de hidrógeno y metano, o sólo con metano -gas natural-.

E-Gap

Esta compañía de origen italiano llegó a Madrid en julio de 2022 después de haberse desplegado en Milán, Roma, Bolonia, Turín y París –próximamente se extenderá a otras localidades de España-. En estas ciudades pone a disposición de empresas y conductores particulares una flota de vehículos especialmente acondicionados para cargar baterías en donde necesiten.

Imagen de una furgoneta cargando un Fiat 500 Hackercar

Las furgonetas de asistencia eléctrica de E-Gap incorporan una tecnología que garantiza la potencia y velocidad suficiente para no causar demoras a la hora cargar las baterías: cuentan con una capacidad de hasta 130 kWh, superando a la mayoría de los puntos de carga públicos de las ciudades.  Además, su sistema de suministro es del tipo off-grid, es decir, independiente de la red eléctrica urbana, por lo que no tiene impacto sobre ella.

La empresa cuenta con una aplicación a la que pueden acceder quienes deseen para solicitar los servicios de recarga móvil. El usuario solo tiene que fijar la ubicación del coche, incluyendo marca y modelo, y la recarga que desea. Una vez reservado el servicio, una furgoneta se desplazará hasta el punto indicado y lo cargará incluso sin que el personal de la empresa esté presente.

En cuanto a precios de la recarga móvil, según la propia E-Gap, en función del tipo de servicio y de sus características, el coste va desde los 18 hasta los 30 euros, por lo que se trata de una recarga más cara que la de un punto de carga convencional. El sobreprecio, explicó la compañía, se debe a la personalización del servicio y a la rapidez del mismo.

Baterías a domicilio

Esta empresa española dio a conocer en abril de 2021 que incorporaba a su oferta el servicio de carga móvil de emergencia para vehículos eléctricos, gracias a una alianza con full&fast, una startup de base tecnológica fundada en Madrid en el 2017, especializada en la integración, financiación y comercialización de sistemas de acumulación de energía para empresas relacionadas con el transporte y la movilidad eléctrica.

Imagen de vehículo de la empresa 'Baterías a domicilio'

Para brindar el servicio de asistencia y ayuda en carretera, ‘Baterías a Domicilio’ utiliza un cargador eléctrico desarrollado por full&fast. Se trata de cargadores de entre 7,2 y 22 kW de potencia, alimentados por baterías portátiles recargadas, y recicladas, a través de energía limpia. Es decir, se trata de un sistema limpio de emisiones, pues no utiliza un generador alimentado por combustibles fósiles para producir su energía.

El servicio, dirigido a particulares, aseguradoras y flotas de carsharing, comenzó en Madrid, y se expandió a todas las zonas donde la empresa -especializada en la instalación de baterías ‘in situ’- presta servicios, como Barcelona, Valencia, Sevilla, Málaga, Vigo, Zaragoza, Bilbao y Burgos.

Soy un alma libre en busca de mi crecimiento personal y profesional. Sé que somos aves de paso y mi plan es vivir para dejar huella. Estudié ciencias de la comunicación en la Universidad Nacional de Piura, en Perú. Mis ganas por saber que hay más allá de mi zona de confort siempre me empujan en busca de nuevos retos y conocimientos, es así que trabajé en distintos sectores de la comunicación formando un perfil multidisciplinario. Actualmente pertenezco a la Asociación Mundial de Mujeres Periodistas y Escritoras, me encuentro en Italia finalizando mi segunda maestría, esta vez en Marketing e investigación de mercados y redacto para HackerCar, lo más resaltante sobre motores, tecnología y ciberseguridad, como parte del periodismo especializado. Me encanta el cine, la buena música, la moda, los autos de lujo y la manera en cómo los medios de comunicación influyen en las decisiones de compra de las personas.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.