Empresas

Mercedes quiere hacer de sus baterías algo… ‘sólido’

Ya en plenas facultades como constructora de coches eléctricos, Mercedes-Benz quiere seguir aplicando sobre ellos su principio fundacional: "Lo mejor, o nada". Eso les obliga a ser los primeros en apostar por la tecnología más avanzada, también en materia energética.

Firma del acuerdo entre Mercedes-Benz y Factorial Energy

Quizás, si la humanidad hubiese adoptado el coche eléctrico en sus albores -allá por finales del siglo XIX, nada menos-, noticias como ésta no existirían. O, tal vez, tendrían otro objeto. Pero el Universo -éste, al menos- es como es. Y, mientras el principio energético de una batería siga siendo una reacción química entre metales ‘raros’ como el litio o el manganeso, será difícil que sus capacidades -en especial, la autonomía- mejoren de forma realmente significativa.

Conscientes de esta ‘barrera’, la industria automotriz y la electroquímica trabajan cada vez más estrechamente a fin de eliminarla… o, en el peor de los casos, sortearla con resolución. Y una de sus soluciones parece ser el llamado ‘estado sólido’.

Con este concepto, se viene definiendo un novedoso tipo de batería que, si bien emplea los mismos componentes que las tradicionales, lo hace conservándolos en un estado sólido en lugar de ‘líquido’. Esto no soluciona el problema de la escasez de materias primas… Pero sí remedia el de sus prestaciones. Si atendemos a las declaraciones de sus fabricantes, sería posible ver autonomías de hasta 900 ó 1.000 km en los eléctricos del futuro.

Todo un plan de ‘trabajo en equipo’

Una de estas revolucionarias compañías es Factorial Energy. Afincada en Massachusetts -Estados Unidos-, ya experimenta con células de este tipo, el cual posibilita reducir notablemente -gracias a su gran compacidad– el espacio necesario para alojarlas en los vehículos. Y es sólo una de sus numerosas ventajas…

Su labor ha llamado la atención de fabricantes de automóviles como Mercedes-Benz. La firma de Stuttgart -actualmente, enfrascada en la expansión de su gama eléctrica EQ- acaba de firmar un acuerdo con ellos, con objeto de acelerar el desarrollo de esta tecnología. El objetivo de este ‘trabajo en equipo’ es ambicioso: contar con prototipos funcionales en 2022.

Este acuerdo -que viene reforzado por la entrada de la marca alemana en el accionariado de la compañía- no tiene carácter de exclusiva. De hecho, el consorcio internacional Stellantis también figura entre los socios de los estadounidenses.

En palabras del COO de Mercedes-Benz, Markus Schäfer: «Acelerando nuestra estrategia hacia ‘sólo la electricidad’, hemos puesto rumbo a un futuro plenamente eléctrico. También jugaremos un papel destacado en el campo de las baterías. Con Factorial como nuevos socios, llevamos el I+D de las prometedoras baterías de ‘estado sólido’ al siguiente nivel».

Licenciado en Periodismo, comencé mi andadura en prensa local con el Heraldo de Soria y terminé haciendo labores de comunicación para la Biblioteca Digital del Ayuntamiento de Madrid. Agradecido de poder expresar con mi trabajo mi amor por los coches. Petrolhead a tiempo completo y, cuando no estoy trabajando, pilotillo en simuladores de conducción. Sólo estoy vivo cuando estoy en la carretera. Creo firmemente en un uso responsable de la tecnología. Por ello, mi cometido aquí es contribuir a que la sociedad pierda el miedo frente a los avances y cambios que trae.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.