Novedades

La tecnología del Clase G para sobrevivir 40 años

El 'abuelo' más intrépido de Stuttgart está de fiesta. Para celebrar su 40 aniversario, la marca prepara un acabado especial y un servicio de 'personalización'. ¿Logra mantenerse al día... o empieza ya a estar obsoleto?

Imagen frontal del Mercedes Clase G

En el mundillo de la automoción, algunas de las historias más apasionantes comenzaron por pequeños detalles. La de la clase G de Mercedes es, sin duda, una de ellas. Y tiene mucha ‘miga’.

En la década de los 70, Reza Pahlevi era el Sha de Irán… y también un gran amante -e inversor- de la marca de la estrella. Fue él quien, ante la necesidad de un todoterreno para su ejército, propuso a los de Stuttgart el desarrollo de un vehículo con calidad militar.

Tras varios años de tests en los lugares más hostiles que existen para un coche -como el desierto del Sáhara o el Círculo Polar Ártico-, la producción del “Geländewagen” comenzó en 1979.

Curiosamente, desde entonces pocas fuerzas armadas se interesaron por él. En cambio, se convirtió en el objeto de deseo de innumerables famosos: deportistas, actores, cantantes… incluso el Papa Juan Pablo II lo eligió como transporte en 1980.

Ahora, en 2019, cuenta con nada menos que 40 años de vida. Y Mercedes le ha preparado una sorpresa en forma de edición especial y un nuevo servicio de personalización exclusiva.

Más duro que el tiempo

Es todo un ‘shock’ pensar que las primeras unidades -aun tratándose de esta marca- no poseían siquiera aire acondicionado o elevalunas eléctricos. Sobre todo si, en comparación, miras la lista de equipamiento de este acabado limitado.

En cuanto a tecnologías, esta versión “Stronger than Time” -“Más duro que el tiempo” en inglés- incorpora un paquete de asistentes a la conducción que ofrece sistemas como el control de ángulo muerto. Con él, podrás saber cuándo es el mejor momento para adelantar al coche que te precede en la autopista.

Claro que, si no deseas dejarlo atrás el control de distancia Distronic te ayudará a mantener el margen de seguridad, ya que el Clase G administrará por sí solo su propia velocidad.

Interior del Mercedes Clase G

Dentro su salpicadero es, quizá, lo que más ha cambiado con cada renovación. Y sorprende cómo -en un concepto tan anticuado- encaja la misma combinación de ‘digital cockpit’ y pantalla multimedia que puedes encontrar en el resto de la gama.

Con sólo tus dedos -o el ‘trackpad’ del túnel central- accederás a funciones como el navegador, una bonita brújula virtual, toda la calidad del equipo de audio ‘surround’… o la posibilidad de controlar tu smartphone a través de Android Auto o Apple CarPlay.

Mirando al futuro… sin perder las raíces

Los motores disponibles para esta terminación son el G500 gasolina de 422 CV y el G400d diésel, con 330 CV. Ambos están unidos a una transmisión automática de nueve relaciones. Por supuesto, también puedes solicitar este acabado en la variante G63 AMG, cuyo V8 biturbo es capaz de desarrollar hasta 585 CV de potencia.

Imagen de un Mercedes Clase G vadeando un río

En resumen, el Clase G es un automóvil extrañamente tradicional en un mundo tan tecnológico. Para muestra un botón: 40 años después de su nacimiento, todavía se sigue ensamblando a mano.

Pero ello no le ha impedido acoger todos los avances que Mercedes ha ido introduciendo… con una apabullante naturalidad. ¿Cuánto más le puede quedar con nosotros a este veterano? Desde luego, si continúa como hasta ahora tal vez nos volvamos a leer en su 80 cumpleaños…

Diego García
Licenciado en Periodismo, comencé mi andadura en prensa local con el Heraldo de Soria y terminé haciendo labores de comunicación para la Biblioteca Digital del Ayuntamiento de Madrid. Agradecido de poder expresar con mi trabajo mi amor por los coches. Petrolhead a tiempo completo y, cuando no estoy trabajando, pilotillo en simuladores de conducción. Sólo estoy vivo cuando estoy en la carretera. Creo firmemente en un uso responsable de la tecnología. Por ello, mi cometido aquí es contribuir a que la sociedad pierda el miedo frente a los avances y cambios que trae.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.