Novedades

Los próximos eléctricos en ponerse de moda: las furgonetas

La tendencia a la electrificación ya es un fenómemo imparable en la industria del motor. Ahora comienza a extenderse con rapidez en un segmento que, hasta ahora, sólo tenía algunos representantes.

Imagen tres cuartos delantero de un Opel Combo-e Cargo

Nos referimos al de los comerciales eléctricos, unos modelos que por tamaño y maniobrabilidad parecen ideales para este tipo de tecnología, más adecuada para trayectos de corta distancia.

Hasta el momento hemos visto la llegada de numerosos eléctricos entre los comerciales de cierto tamaño. Mercedes con el Vito, Peugeot con el e-Traveller, Citroën con el ë-SpaceTourer, Renault con la Master EV, VW con los E-Crafter y E-Transporter… ya existen varias opciones de este tipo, pero realmente su precio es poco asumible para muchos negocios -suelen acercarse a los 50-60.000 euros-.

Sin embargo, parece que a lo largo de 2021, comenzará a incrementarse de manera notable la oferta de los comerciales ligeros de cero emisiones. Coches que podríamos definir como los ‘hermanos pequeños’ de los anteriormente citados, y que aprovechan ese menos tamaño -y menos espacio útil de carga- para ofrecer precios más interesantes.

En España tenemos la suerte de que hay una nueva ola de modelos de este tipo que se fabrican aquí: concretamente en la planta de Stellantis en Vigo, Coruña. De allí van a comenzar a salir, en breve, las variantes eléctricas de los Citroën Berlingo, Peugeot Partner, Toyota Proace City… y del modelo del que aquí hablamos: el Opel Combo.

De familia numerosa

Su denominación exacta es Combo-e Cargo, su llegada a los mercados debería comenzar durante la primera mitad de 2021 y se plantea como una opción interesante por varios motivos. La primera, lógicamente, por su condición de eléctrico.

El coche viene con el motor de 136 CV y la batería de 50 kWh muy similares a las que ya llevan muchos turismos de Peugeot, Citroën, Opel… como los 208, 2008, ë-C4 o Corsa entre otros. De esta manera, hablamos de un modelo con una interesante autonomía media de 275 km -no se aclara si con el vehículo ‘vacío’-, y capaz de recargarse al 80% en unos 30 minutos.

Como veremos, el pack de baterías compuesto por 216 celdas y 18 módulos tiene la ventaja de ir emplazado entre el eje delantero y trasero, de manera que no supone una merma de espacio en la zona de carga, pero sí un incremento lógico del peso.

Por su parte, las prestaciones son más que notables, con una velocidad máxima de 130 km/h y con una aceleración de 0 a 100 km/h en 11,2 segundos. Esas cifras son válidas para las dos versiones de carrocería que van a estar disponibles para este coche.

Imagen interior del Opel Combo-e Cargo

Por un lado está la talla ‘normal’, que mide 4,4 m de largo, ofrece una distancia entre ejes de 2,785 m de longitud, puede transportar objetos de hasta 3,09 m de largo, volúmenes de entre 3,3 y 3,8 metros cúbicos y puede llevar hasta 800 kg. Por encima, la versión de talla extralarga XL se va a los 4,75 m de largo, con una distancia entre ejes de 2,975 metros y un volumen de carga de hasta 4,4 metros cúbicos.

Tal vez hubiese sido interesante que la variante más grande hubiese podido aprovechar su mayor distancia entre ejes para disponer de una batería de mayor capacidad. Por cierto, que ambos coches se pueden configurar para dos pasajeros… pero también como cinco plazas.

Un Combo como lo recordábamos

Y es que aunque este coche sea eléctrico, en realidad prácticamente todo lo demás es como en los Combo gasolina o diésel… al menos desde el punto de vista tecnológico. ¿Eso qué significa?

Por ejemplo, que es un vehículo muy conectado, gracias a la ayuda de aplicaciones como apps y funciones, como Opel Connect -con la llamada de emergencia automática-, myOpel -una aplicación para instalar en el móvil y tener todo tipo de información en el teléfono acerca del vehículo- y Free2Move, con su funcionalidad ‘Charge My Car’, que es de gran ayuda para el acceso a más de 220.000 puntos de recarga en toda Europa -y también para el pago del servicio-.

Imagen tres cuartos trasero Opel Combo-e Cargo

En el interior hay tecnologías muy interesantes, como la que permite medir el peso de lo que lleva el coche y saber si va sobrecargado. También puede contar con asistente de mantenimiento de carril, un control de tracción inteligente -muy interesante por si toca circular por caminos o carreteras de baja adherencia-…

También hay dos cámaras para controlar mejor lo que pasa tanto en los laterales como en la parte posterior del coche. Asimismo, el Combo puede contar con un completo sistema multimedia con pantalla táctil de 8″ -compatible con los protocolos Android Auto y Apple Car Play-, pero también con lector de señales de tráfico, detector de fatiga del conductor o el dispositivo de frenada automática de emergencia en caso de posible accidente.

Avatar
La redacción de HACKERCAR la componen periodistas que trabajan en colaboración con expertos en tecnología y ciberseguridad. Hablamos de vehículos, de movilidad, de consejos... y también nos gusta el formato audiovisual. ¿Tienes algún tema que te gustaría que tratásemos o investigásemos? Escríbenos a redaccion@hackercar.com

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.