Movilidad

La habitación de hotel autónoma que te lleva a tu destino

Viajar puede ser un auténtico placer o una necesidad, pero esto no evita que el proceso sea incómodo para muchos. Salvo que te decantes por una solución tan original como ésta...

Autonomous Travel Suite hotel

El avión, catalogado como el medio más rápido, puede ser agotador por los largos tiempos de espera y sus estrictas revisiones; el barco tiene destinos limitados y suele implicar mayor tiempo de traslado; el coche, que puede ser la opción más sencilla para muchos, puede resultar agotador para el piloto e incluso para los acompañantes. Al final, uno no puede más que añorar la comodidad del hogar o el hotel que espera al final del camino.

La buena noticia es que los viajeros, ya sean recurrentes u ocasionales, pronto dejarán de preocuparse por los inconvenientes del traslado gracias a iniciativas como Autonomous Travel Suite, concepto desarrollado por Steve Lee se ubica entre los tres finalistas de los Radical Innovation Awards.

El nombre lo dice prácticamente todo: una fusión de un coche autónomo y una habitación de hotel. ¿Cuáles son sus ventajas en comparación con la tecnología automatizada que se desarrolla en la actualidad?

Una nueva forma de viajar

El coche autónomo puede llegar a cualquier destino sin necesidad de un conductor, lo que permite que la gente aproveche el tiempo de carretera como mejor le convenga: trabajar, leer, dormir, etc. El problema es que su estructura tradicional no ofrece grandes posibilidades de descanso en trayectos de larga duración.

Por su parte, la Autonomous Travel Suite está específicamente diseñado como una habitación móvil de hotel, lo que garantiza una mayor comodidad del usuario durante el viaje.

Cada uno de sus vehículos –¿o deberíamos decirles habitaciones?– contará con colchón, cocina, mini bar, lavabo, aseo, asientos y un espacio para el equipaje. La privacidad tampoco será un problema, pues los cristales inteligentes se oscurecerán al gusto del usuario.

En cuanto a las dimensiones, también tendrá alternativas similares a las de un alojamiento. Es decir, habitaciones individuales, familiares e incluso adaptadas para mascotas. También existirá la posibilidad de añadir mobiliario, como equipos de televisión o camas adicionales. A todo esto sumemos que el equipo funcionaría con paneles solares, lo que lo hace amigable con el medio ambiente.

El viaje no termina cuando llegas al puerto de destino, sino todo lo contrario. Esto porque la Autonomous Travel Suite llegaría a un hotel con el que se fusionaría para crear una habitación mucho más grande. Este inmueble tendría todos los servicios de un hotel, como gimnasio, spa, restaurantes y salas de reuniones.

Lo mejor de todo es que el servicio sería considerablemente más económico que el precio acumulado de pasajes de transportes tradicionales y una habitación de hotel. Y claro, a esto sumemos la invaluable comodidad del usuario.

La Autonomous Travel Suite todavía no es una realidad, pero su presencia entre los finalistas de los Radical Innovation Awards de la edición de 2018 podría cambiar esta situación. El concepto ofrece la posibilidad única de revolucionar el concepto de viaje con la tecnología autopilotada. Y a ti, ¿te gustaría viajar así?

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.