Expertos HC

Generación Z y movilidad: ¿Cómo cambiarán los jóvenes el transporte?

Los jóvenes aspiran a cambiar el mundo para adaptarlo a sus gustos y a sus ideales. El transporte no será ajeno a ello y la tecnología jugará un papel clave. ¿Qué opciones de movilidad serán las que pongan de moda?

Generación Z: imagen de una mujer joven desplazándose por una carretera en bicicleta de ciudad
Foto: Piqsels.

Desde el impacto medioambiental de los vehículos de combustibles fósiles hasta las carreteras muy congestionadas, nuestra relación con el transporte debe ser reexaminada. A menudo se utiliza un enfoque de zanahoria y palo para fomentar el cambio, pero hay otros impulsores notables.

Por ejemplo, la generación Z -Gen Z-. Nacidos entre mediados de la década de 1990 y 2010, representan el 32% de la población, según datos de la ONU y Bloomberg, más que la cantidad de millennials y baby boomers. Como primeros en utilizar el viaje compartido y la micromovilidad, su ‘poder adquisitivo’ colectivo podría tener un impacto positivo en la movilidad urbana.

Su influencia en el sector del transporte durante la próxima década plantea algunas cuestiones importantes. ¿Cómo pueden los proveedores de movilidad captar el interés de estos jóvenes viajeros cuando ingresen al mundo laboral y apoyen sus valores ecológicos? ¿Qué oportunidades ofrece la movilidad como servicio -MaaS- para que las autoridades de transporte locales se conecten con la generación Z?

Perspectiva de los productos básicos

Responder a estas preguntas comienza con la comprensión de cómo la generación Z ve el transporte. Un estudio de Allison + Partners en EE. UU., «El nacimiento de la cultura de la movilidad», los coloca a la vanguardia de un cambio cultural de «yo» a «nosotros». Se sienten cómodos con la tecnología conectada y están comprometidos tanto social como ambientalmente, lo que indica un cambio de actitud con respecto a las generaciones anteriores.

Esta perspectiva se extiende también al transporte. El estudio de Allison + Partners concluyo que la generación Z ve los automóviles como electrodomésticos; casi el 56% los veía solo como un medio de transporte. A diferencia de las generaciones anteriores, los automóviles no definen su identidad, son una mercancía. Dado que el 70% de la generación Z no ha obtenido su permiso de conducir y el 30% no tiene prisa por conseguir uno, poseer un automóvil no es una prioridad.

La generación Z tiene valores diferentes

Esto significa que los proveedores y fabricantes de movilidad deben reconsiderar cómo interactúan con la generación Z. Por ejemplo, en lugar de centrarse en destacar la velocidad y otros factores formales de un automóvil, deberían destacar en sus discursos la eficiencia, el uso compartido, la sostenibilidad y la experiencia general.

Tomemos como ejemplo el aumento de la popularidad de los e-scooters bajo demanda entre las generaciones más jóvenes de Madrid. Con este cambio de propietario a usuario, llega una forma menos contaminante de moverse, lo que hace que nuestras áreas urbanas sean más habitables. Por supuesto, muchas decisiones pueden depender de la etapa de la vida, como los planes de carrera o la formación de una familia.

Sin embargo, la Generación Z tiene acceso a más modos de transporte que nunca. La micromovilidad se está volviendo cada vez más popular en ciudades de todo el mundo y la expectativa es que los vehículos autónomos también sean un modo viable de transporte futuro.

Movilidad como servicio

Es importante que las autoridades de transporte locales adopten esto y brinden las herramientas para acceder a una amplia variedad de servicios. Pocos de la generación Z han conocido la vida sin tecnología, como se refleja esta investigación de Adobe, y el 46% quiere aplicaciones y servicios para reservar, rastrear y administrar viajes. La movilidad como servicio -MaaS- está perfectamente posicionada para brindar la experiencia personalizada que desean, considerando que el 65% está constantemente conectado mientras viaja y espera poder modificar todo, desde el alojamiento y los itinerarios hasta el transporte sobre la marcha.

Las aplicaciones de MaaS también permiten que los operadores de transporte y las autoridades locales se conecten con esta tribu digital de una manera nunca antes vista y comprendan lo que los motiva. Un estudio de Expedia titulado ‘Cómo las generaciones más jóvenes están dando forma al futuro de los viajes‘ encontró que el 70% busca en su teléfono inteligente ‘inspiración’, mientras que el 80% considera que las redes sociales son ‘influyentes’.

MaaS no solo puede proporcionar a la generación Z resultados de búsqueda inteligentes basados ​​en preferencias personales, incluida la modalidad, el tiempo, la frecuencia, el coste, la comodidad y las emisiones de CO2, sino que también les permite adaptar sus elecciones de transporte y estilo de vida en consecuencia. Las autoridades de transporte público y los proveedores de movilidad pueden capturar datos y obtener comentarios para ayudar a mejorar la prestación de servicios y comprender mejor qué es lo que más valoran los clientes.

Futuro más inteligente

Una cosa es segura: los expertos en tecnología de la generación Z esperan más de sus viajes, lo que crea oportunidades para una interacción más inteligente con estos viajeros. Desde incentivar los viajes compartidos y modos de transporte con menos CO2 hasta ofrecer promociones y entretenimiento contextuales, MaaS va más allá de una simple aplicación de viaje para satisfacer las necesidades de estilo de vida.

Esto pide que los responsables de transportes públicos adopten un enfoque de colaboración con la generación Z para establecer un sistema de transporte que sea más sostenible, activo e inteligente. Existe el potencial para que los planificadores urbanos también reutilicen la infraestructura existente, creando rutas ciclistas más seguras, senderos más amplios -que también son aptos para sillas de ruedas-, más estaciones de carga de vehículos eléctricos, zonas convenientes para recoger/dejar y garantizar que la micromovilidad y los vehículos compartidos sean accesibles, especialmente para el llamado transporte de primera/última milla.

La generación Z no solo remodelará el transporte mediante sus comportamientos de viaje, sino que también serán los empresarios de la movilidad y los planificadores urbanos del futuro. Desde el usuario sobre la propiedad hasta una cultura de «nosotros» en lugar de «yo», la generación Z dirigirá el curso de la movilidad en los próximos años. Con MaaS en el centro, esta generación podría ser la que demande una movilidad más ecológica y limpia, lo que finalmente hará que nuestros entornos construidos sean más sostenibles para el beneficio de todos nosotros.

*Artículo escrito por Sandra Witzel y publicado originalmente en The Urban Mobility Daily.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.