Novedades

Ford Evos: ¿y si el próximo Mondeo fuese así?

Cuando en 1993 Ford presentaba el primer Mondeo, cambió la marca para siempre. Era un coche que representaba al vehículo mundial que quería Ford y fue un modelo que contó con una enorme aceptación en Europa.

Imagen exterior del nuevo Ford Evos

Pero los tiempos cambian. Camino de los 30 años, el Mondeo seguramente ya esté buscando un reemplazo dentro de la gama. Y no, no sería una berlina -porque ya no tienen tirón en muchos mercados-, sino quizá algo a medio entre berlina, SUV y coupé. En efecto: la fórmula de un modelo como el Citroën C5 X puede que sea la siguiente en ponerse de moda.

Pues bien: el Evos que la marca ha presentado por y para China podría ser un buen anticipo de un hipotético reemplazo para el Mondeo que aún se sigue comercializando en países como España -y en otros como Estados Unidos bajo el nombre de Fusion-.

Con todo, para que llegase algo como el Evos a los concesionarios de nuestro país habría que esperar, al menos, hasta 2022. Y sí, Ford remarca que el coche es sólo para China -allí se ha diseñado, desarrollado, se va a fabricar y se va a comercializar-, pero el estilo de diseño concuerda perfectamente con lo que, en estos momentos, demandan los mercados europeos. Nada de clásicas berlinas, sino SUV… y, a ser posible, con una estética deportiva y una altura total reducida.

Con todo, lo que más va a destacar del modelo es, sin duda, su tecnología, y eso se refleja sobre todo en el interior. Por ejemplo, el salpicadero ofrece una enorme pantalla de 1,1 metros de ancho, dentro de la que se incluye, por ejemplo, una instrumentación digital de 12,3″ y una pantalla táctil 4K que mide nada menos que 27″, que ‘reposa’ en una superficie con materiales suaves.

Las ventajas de tener una pantalla que va de lado permite que el pasajero pueda consultar información distinta -y simultáneamente- a la del conductor: por ejemplo, este último puede recibir datos de la navegación y el primero disfrutar de contenido de entretenimiento e, incluso, servicios de suscripción que duren lo que dura un viaje -para ver series y películas, por ejemplo-.

Imagen interior del nuevo Ford Evos

Con todo, el copiloto puede ver también datos sobre el estado del vehículo, la navegación o las señales de tráfico con el fin, según Ford, de “ayudar al conductor a comprender mejor las condiciones de la carretera”. Por cierto, que toda esta parte multimedia está impulsada por el sistema SYNC + 2.0, que aseguran recurre a la tecnología de inteligencia artificial de Baidu -algo así como el Google chino, es decir, un poderoso motor de búsqueda- con todo su sistema de aplicaciones digitales.

Pero eso es sólo el principio; el Evos dispondria del primer asistente virtual ‘natural’ de Ford para poder interactuar con los pasajeros de una manera fluida. Como era de esperar, el coche está plenamente conectado y preparado para recibir actualizaciones de software en cualquier momento y lugar.

Los asistentes a la conducción también se anuncian como muy avanzados. De hecho, aseguran que será el primer Ford con un nivel de autonomía suficiente como para que el coche pueda circular sin la intervención del conductor en determinadas carreteras del país; a este sistema lo denominan BluCruise. Asimismo, y gracias a su condición de coche conectado, dispone de tecnología C-V2X, es decir, que el Evos puede comunicarse con todo lo que le rodea -otros coches, las infraestructuras…- con el fin, por ejemplo, de recibir información que le permita anticiparse a posibles peligros en la carretera.

P. Parada
Llevo años dedicándome al mundo del motor; porque me gusta, porque es el único que he practicado y porque es un sector que no deja de evolucionar. Me gusta buscar la noticia -a veces es ella que me encuentra-, soy cotilla por naturaleza y creo que la exclusiva la puedes hallar muchas veces en el sitio más inesperado.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.