Expertos HC

¿Es posible hackear un coche conectado?

El mundo cada vez cuenta con más dispositivos conectados, y eso ha llegado al mundo del automóvil. ¿Qué riesgos tiene un coche conectado?

DragonJAR-Mano

Se prevé que, para 2020, en el mundo existan más de 50.000 millones de dispositivos conectados que enviarán información a sus usuarios -y entre sí-. Es lo que se llama el ‘Internet de las Cosas’. El sector que más experimentará esta revolución será el del automóvil, ya que se calcula que el 75% de esos dispositivos vayan instalados en los coches.

En la actualidad, marcas premium, como BMW, Audi, Porsche y Mercedes; generalistas como Opel, Peugeot, Nissan y Seat; y, también, las minoritarias como la eléctrica Tesla, ya incorporan en muchos de sus modelos sistemas multimedia con acceso a Internet que permiten desde realizar llamadas automáticas de emergencia al 112, en caso de que el coche sufra un accidente, hasta controlar funciones del vehículo a distancia -por ejemplo, la climatización, el cierre y apertura de las puertas o la carga de la batería en los eléctricos-.

Para garantizar que estas conexiones sean seguras, las marcas automovilísticas no sólo van a invertir en medios, sino que también contratarán a expertos. Es lo que Chevrolet ha hecho conmigo: ficharme durante tres años para realizar auditorías de seguridad en sus modelos… tras alertartes de que tenían un problema de seguridad en su sistema de entretenimiento On Star.

Los fabricantes están invirtiendo mucho para conseguir que la seguridad virtual de sus modelos sea tan elevada como la física. Pero aún queda mucho por hacer. Lo positivo es que, de momento, cuando se ha detectado un problema, se ha solucionado rápido.

Los coches conectados tienen muchas cosas a favor pero, como cualquier tecnología, también implica riesgos porque la seguridad 100% no existe. La clave es ir por delante de los malos para que no suceda un desastre. Éstas son mis recomendaciones como hacker y experto en ciberseguridad para la industria del automóvil:

La seguridad debe aplicarse desde el principio

Es básico que los expertos en ciberseguridad colaboren en el diseño de los automóviles desde su concepción inicial. Así podrán aportar mejoras desde los primeros prototipos en vez de tener que ‘parchear’ problemas de seguridad descubiertos a posteriori. Una idea que cada vez está más presente en todos los sectores y que permite ahorrar mucho dinero en seguridad.

Piensa en lo peor… y acertarás
Los ingenieros y expertos de las marcas deben trabajar siempre previendo el peor escenario posible que pueda suceder con sus modelos conectados. Por ejemplo, cómo afrontar que uno de sus ingenieros que haya sido despedido utilice los conocimientos sobre sus modelos para delinquir.

Hay que pensar más en el usuario
Todo lo que el cliente pueda manipular lo manipulará, así que hay que diseñar las cosas para que sean fáciles de utilizar y no den pie a acceder a elementos críticos del coche -como las centralitas que controlan sus sistemas-.

El coche se va a convertir -si no lo ha hecho ya- en un ordenador
Es básico que las marcas cuenten con los mejores expertos en auditorías de ciberseguridad, seguridad de sistemas, test de vulnerabilidades, etc.

Hay que actuar con rapidez
Una vez descubierto un problema de ciberseguridad en un modelo hay que contactar de forma inmediata con los clientes y solucionarlo de la manera más sencilla y diligente posible. Ocultar un problema de ciberseguridad no arregla nada; al contrario, provoca que cuando sea descubierto los daños reputacionales sean terribles.
Es necesario disponer de lo último en tecnología de seguridad. Muchas empresas están comenzando a ofrecer software -programas informáticos- para sus modelos equivalentes a los antivirus que usamos en el ordenador o el móvil. Detectan, entre otras cosas, cualquier conexión o comportamiento anómalo de los sistemas informáticos del coche; lo analizan y lo eliminan.

El mejor consejo
Actúa en el mundo digital con la misma preocupación que en el físico. Nuestras abuelas nos decían que no aceptáramos caramelos de extraños, no habláramos con desconocidos… y hay que comportarse igual en nuestra vida online. Algo que también se deben aplicar las empresas.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.