Novedades

EQC: así cambiará la imagen de Mercedes para siempre

Todo camino, eléctrico y firmado por Mercedes: así es la receta de la marca alemana para acabar con el reinado de la estadounidense Tesla entre los vehículos eléctricos de lujo.

mercedes_eqc_trescuartos delantero

Pocas veces una firma como Mercedes vive una revolución de este tamaño. Y eso que ha vivido algunas, como cuando apostó por los motores diésel, cuando se pasó a los coches urbanos con el Clase A y el Smart…

Ahora, lo siguiente va a ser su desembarco en el mundo de los coches eléctricos; algunos pensarán que eso ya sucedió con el lanzamiento del Clase B eléctrico, incluso con el SLS AMG Electric Drive.

Sin embargo, ahora lo que tiene planeado la firma de la estrella es la aparición de una submarca conocida como EQ -al estilo de los ‘i’ de BMW-, cuyo primer integrante será este todo camino o SUV con aire de coupé, el EQC -la letra C pretende equipararlo, por tamaño, tanto a la Clase C como al GLC. Es decir, los modelos intermedios de Mercedes por dimensiones-.

Este EQC 400 4Matic -que es su denominación completa- debuta, por fin -y tras algunos retrasos- el próximo mes de junio, con un precio que rondará entre los 80 y los 85.000 euros. Será el primer modelo de una amplia gama de coches eléctricos, todos ellos desarrollados a partir de una plataforma específica con una serie de características.

Por ejemplo, la distancia entre ejes, el ancho de vía e incluso elementos como las baterías son variables gracias al sistema modular de componentes.

Eso quiere decir que se podrá utilizar la plataforma tanto en un SUV como en una berlina, un coupé… En todo sellos se utilizarán para la construcción materiales como acero, aluminio y fibra de carbono, algo que permitirá el mejor equilibrio entre ligereza, buen comportamiento y costes de producción ajustados.

“Para Mercedes-Benz, la movilidad del futuro se apoya sobre cuatro pilares: conectado, compartido, autónomo y eléctrico. Los modelos de la Generación EQ son expresión de todos estos aspectos”, ha asegurado Dieter Zetsche, presidente de la Junta Directiva de Daimler AG y responsable de Mercedes-Benz Cars.

Moderno por fuera y elegante por dentro

Exteriormente, el coche mide 4,76 m de largo y se muestra algo más bajito y estilizado que los SUV tradicionales, para mejorar la aerodinámica. Entre sus detalles llamativos destacan la gran parrilla frontal denominada ‘black panel’, los limpiaparabrisas ocultos a la vista, las llantas de aleación de hasta 20”…

 mercedes_eqc_interior

Por contra, la marca alemana no se ha decidido a apostar por elementos muy tecnológicos ya presentes en algunos de sus rivales, como la ausencia de los tradicionales espejos retrovisores reemplazados por cámaras -como Audi en su e-Tron, aunque la utilidad de esa solución no ha quedado del todo clara- o las manecillas de las puertas que emergen para abrirlas, al estilo de los Tesla.

El interior es sofisticado, pero no tecnológicamente recargado; desaparecen muchos botones, porque buena parte del protagonismo es para el dispositivo MBUX multimedia con inteligencia artificial, que engloba funciones de información, instrumentación, entretenimiento…

Se trata de dos pantallas dispuestas en horizontal plenamente configurables y un asistente virtual con el que el conductor -o los pasajeros- pueden interactuar para conseguir todo tipo de información.

Aparte de con la voz, muchas funciones se controlan desde una superficie táctil, a modo del ratón que llevan integrados los ordenadores portátiles y que está situada entre los dos asientos delanteros, donde habitualmente iría la palanca del cambio.

 mercedes_eqc_interior

Por lo demás, en el interior predomina la elegancia con cierto toque futurista, resultado de combinar cuero por doquier -incluso en el propio salpicadero- con inserciones metalizadas, toque en color azul y una iluminación ambiental del habitáculo especialmente cuidada.

¿Hasta dónde puede llegar?

En cuanto a la bateria, de concepción modular como el resto de la plataforma del vehìculo, permite ofrecer 80 kWh de capacidad, lo cual le permitirá una autonomía en uso real de hasta 450 km. La batería de iones de litio es obra de una empresa filial de Daimler, la Deutsche Accumotive y está preparada para utilizar la futura red de cargadores ultra-rápidos, capaces de suministrar hasta 300 kw, con el fin de lograr, en cinco minutos, cargar la energía suficiente para recorrer 100 km.

Por supuesto, el coche también se podrá cargar en el garaje del propietario, ya sea por inducción o conectándolo a un wallbox. En el futuro, la marca ofrecerá unos acumuladores de energía que podrán tomar su energía de paneles solares que tengamos instalados en nuestro edificio.

El EQC cuenta con dos motores, uno por cada eje, lo cual dotará al modelo de tracción total permanente;dichos propulsores tendrán diferentes configuraciones, llegando a alcanzar los 300 kW, que equivale a 408 CV; eso es potencia suficiente para acelerar de 0 a 100 km/h en 5,1 segundos -dato que la marca aún califica de ‘provisional’.

Cada vez más autónomo

Aunque no de inicio, muy probablemente el EQC, durante su vida comercial pueda ir sumando dispositivos de conducción que terminen haciendo de él un coche autónomo, tal y como anticipaba el concept en el que estaba basado.

Así, este Mercedes alcanzará un elevado grado de autonomía con la ayuda de una cartografía de altísima precisión de HERE -con la cual, el EQC puede saber muchas cosas de la ruta por la que transita, incluido el radio de las curvas que se aproximan, dónde hay una rotonda y qué dimensiones tiene-…

Combinado con los clásicos dispositivos de asistencia a la conducción ya conocidos en muchos de los Mercedes, es de esperar que este modelo eléctrico dé un paso más hacia la conducción totalmente autónoma.

A ello contribuirá la tecnología Car-to-X, mediante la cual, el EQC puede intercambiar datos e información con la infraestructura y con otros vehículos; ¿objetivo principal? La casi total desaparición de los accidentes de tráfico.

Asistencia inteligente para el conductor

Según sea la eficiencia con la que conduzca la persona a los mandos, éste podrá recibir ‘estímulos’. Por ejemplo, al concluir un viaje, una indicación nos alertará de que la autonomía en ese momento es suficiente, no sólo para llegar al destino elegido, sino que se pueden utilizar los kilómetros extras para que los pasajeros conozcan atracciones de interés en el punto de destino.

¿Crees que Mercedes va a poder competir contra Tesla?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.