Movilidad

El Mini eléctrico será capaz de hacer esto…

¿Cómo promocionas las virtudes de un nuevo modelo? Con alguna acción de marketing espectacular. Si en dicha acción hay un coche eléctrico, un aeropuerto y un Boeing 777, seguro que dicha campaña es de lo más interesante…

Imagen de un Mini eléctrico remolcando un Boeing 777

Hace muchos años que desde los medios de Motor te venimos hablando de la llegada de un Mini eléctrico. Sin duda, la electrificación parece algo que le va que ‘ni pintado’ a un vehículo con la imagen, carisma y enfoque urbano del coche inglés. Pues bien, la fecha para que en los concesionarios de la marca se pueda adquirir una versión a pilas del emblemático Mini está cada vez más cerca.

De hecho, si el calendario se termina cumpliendo, en el próximo Salón de Frankfurt del mes de septiembre se desvelarán todos sus detalles, especificaciones y aspecto definitivo. En noviembre dará comienzo su producción en serie en la planta británica de Oxford. Y a principios de 2020 se podrá comprar el coche.

Pero mientras llega ese momento no significa que no pueda haber noticias interesantes relaciondas con dicho modelo. Así, la marca ha dado a conocer uno de los originales test del programa de pruebas al que se está sometiendo el denominado Mini Cooper ‘SE’, y que ha tenido lugar en las pistas del aeropuerto de Frankfurt.

Un David eléctrico contra Goliath

Allí, este pequeño Mini eléctrico ha sido capaz de ejercer de remolcador de un avión de carga Boeing 777F de la flota de Lufthansa hasta el punto de carga: no está mal si tenemos en cuenta que esa nave ya pesa en vacío cerca de 150 toneladas.

Imagen del Mini eléctrico cuando aún era un concept

En cuanto al vehículo en sí, se venderá únicamente con la carrocería de tres puertas y la estética de esta versión se diferenciará, entre otras cosas, de sus hermanos gasolina y diésel por el empleo de un frontal con menos entradas de aire o por la ausencia de las clásicas salidas de escape en las parte posterior. Sin embargo, en cuanto a llantas, colores, accesorios… será un modelo tan personalizable como cualquier otro Mini.

Se estima que el motor empleado por el Mini eléctrico sea similar al del BMW i3 S de manera que hablamos de un coche con 184 CV y que gracias a su respuesta inmediata al acelerador pueda acelerar de 0 a 100 km/h en menos de ocho segundos. En cuanto a la autonomía, debería rondar los 250 km con una carga completa.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.