Novedades

Si lo quieres, ya puedes encargar el primer Cupra eléctrico

Con apenas tres años de vida, Cupra se ha convertido en marca fundamental para el grupo Volkswagen. Ahora presenta el que es su primer modelo eléctrico. Un tipo de vehículo que puede definir el futuro de esta marca española.

IMagen exterior del Cupra Born

Se llama Born y su historia es, cuando menos, interesante. Cuando se presentó en el Salón de Ginebra de 2019, en forma de prototipo, se llamaba El-Born y lucía el emblema de Seat. Sin embargo, desde ese momento, con el cambio estratégio de Seat y Cupra, el compacto eléctrico ‘cambió de bando’ y se anunció que cuando llegase al mercado lo haría bajo el escudo de Cupra, pensado como uno de los primeros eléctricos de imagen y características deportivas. ¿Su nombre definitivo? Born.

Ahora ya se conoce todo sobre este vehículo -cuyo embajador, por cierto, es el joven futbolista del FC Barcelona, Ansu Fati- y hay varias conclusiones que se pueden extraer. La primera, tal y como era de esperar, que el modelo utiliza la plataforma de los VW ID.3 -la conocida como MEB, que tiene elementos interesantes como una suspensión trasera de tipo multibrazo-.

La segunda, que Cupra ha sabido imprimirle un diseño y personalidad propios, con una apariencia diferente en todo el coche -llantas, neumáticos, colores, elementos aerodinámicos…- pero sobre todo en el frontal -con unos muy bonitos faros de leds de serie- y la trasera. En cuanto a dimensiones, este modelo mide 4,32 m de largo, 1,80 m de ancho y 1,57 m de alto, con una distancia entre ejes de 2,767 m -que es mucho-. Se va a poder elegir entre un total de seis colores, todos ellos muy llamativos, como el Azul Aurora de las fotos.

El iPhone de los coches

En el interior, antes de centrarnos en la tecnología, hay que destacar la presencia de materiales ecológicos, como los tejidos hechos a base de plásticos reciclados que se han extraído de los océanos y que pasan a formar parte de los asientos. Unos asientos, por cierto, con un diseño muy deportivo con sus formas tipo bacquet.

IMagen exterior del Cupra Born

El otro elemento llamativo de puertas adentro tiene que ver con la decoración, pues recurre a muchos detalles en tonos bronce, que se han convertido en seña de identidad de los Cupra. Y, como era de esperar, la parte multimedia y de infoentretenimiento está muy cuidada. Por ejemplo, ofrece una gran pantalla de 12″ en la consola central que será de serie en toda la gama y cuya resolución es muy buena: 1.560 x 700 píxeles.

Este gran centro neurálgico de funciones cuenta con su tarjeta E-SIM integrada, de tal forma que puede disfrutar de servicios online -por ejemplo, para información del tráfico-, actualizaciones remotas, apps que se pueden descargar, llamada de emergencia y, cómo no, posibilidad de combinarse con una app -llamada MyCupra- para que coche y usuario estén en contacto desde el teléfono móvil.

La parte de la instrumentación se resuelve con un cuadro de mandos digital, de un tamaño inferior al de otros modelos de Cupra, pero apoyado en un generoso HUD de proyeción de datos -opcional- con realidad aumentada. ¿Otros elementos disponibles en el equipamiento? El sistema de sonido Beats Audio, reconocimiento de voz natural -que se activa al decir ‘Hola hola’-, cargador inalámbrico para móviles que sean compatibles…

Un Cupra, aunque sea un coche eléctrico

Dinámicamente, Cupra también ha hecho su trabajo para que este modelo que, recordemos, es un ‘todo atrás’ -por motor y propulsión- tenga un llamativo carácter deportivo, de tal forma que hablamos del primer GTI entre los eléctricos compactos. De hecho, el Born dispone de suspensión deportiva, posibilidad de amortiguación regulable en dureza, dirección progresiva -más suave y asistida a baja velocidad y más firme cuando se circula rápido-, selector de modos de conducción específico, frenos sobredimensionados, los generosos neumáticos de hasta 235 mm de ancho con llantas de hasta… ¡20 pulgadas!

La parte mecánica también es interesante. De hecho, va a haber bastante donde elegir. Por un lado, hay versiones de 150 y 204 CV -esta última, la primera en llegar-, ya conocidas en los VW ID.3 y el ID.4; sin embargo, lo llamativo es que este último ofrecerá un pack opcional, denominado e-Boost, que permite llevar esa cifra hasta los 232 CV, de tal forma que hablaríamos de un modelo capaz de pasar de 0 a 100 km/h en 6,6 segundos -con la batería más grande-. A modo de curiosidad, decir que estos motores son capaces de funcionar a… ¡16.000 rpm!

IMagen extinterior erior del Cupra Born

Y luego está el tema de las baterías; para el motor menos potente se va a ofrecer una de 45 kWh, que permitirá ofrecer un precio ajustado con las correspondientes subvenciones y que anuncia una cifra de autonomía razonable, con 350 km. El motor de 204 CV -que acelera de 0 a 100 km/h en 7,3 segundos- se va a ofrecer con la batería de 58 kWh, que ya homologa una autonomía de 425 km. Esa misma batería la ofrecerá la variante de 231 CV -aunque con un poquito menos de autonomía: 420 km- pero también contará, en exclusiva, con la enorme batería de 77 kWh, que le facilitará llegar a un rango de 540 km.

Por cierto, que el de mayor autonomía también será el Born más rápido de recargar, porque aguanta ciclos de 125 kW de potencia. Eso significa que sólo necesita siete minutos de carga para ganar 100 km de autonomía, o bien 35 minutos para pasar del 5% al 80%. ¿Un elemento que puede equipar este Cupra para optimizar su eficacia energética? La bomba de calor, que ayuda a mejorar la autonomía frente al mayor enemigo de un eléctrico: el frío.

Claro que eso sólo será posible en ciertos cargadores públicos; para los domésticos, Cupra va a disponer de diferentes alternativas para los compradores; el más sofisticado será el llamado Cupra Charger Pro, un dispositivo de tipo Wallbox dotado de conexiones 4G y WiFI.

IMagen exterior del Cupra Born

Para finalizar, los asistentes a la conducción son avanzados, pero también conocidos. Por ejemplo, puede incluir un control de velocidad adaptativo y ‘predictivo’ -para ajustar la velocidad del coche de manera automática al trazado de la carretera o lo que marcan las señales-, lector de señales de tráfico, frenada de emergencia autónoma, control de mantenimiento dentro del carril, avisador de obstáculos en el ángulo muerto de los retrovisores…

En cuanto a los precios, ya se conocen al menos lo que va a costar la que, a priori, será la variante más equilibrada, fruto de combinar el motor de 204 CV con la batería de 58 kWh -capacidad neta-. Ese coche cuesta 38.610 euros, pero con la pequeña promoción de Cupra se quedaría en 37.400 euros; quien lo desee, puede acogerse a las máximas cuantías del Plan MOVES, de tal manera que el precio se quedaría alrededor de los 30.000 euros, siendo bastante competitivo.

Con todo, el precio no es mucho más competitivo que el de un VW ID.3, modelo con el que comparte muchos elementos, aunque su enfoque no resulta tan deportivo. En la variante de 204 CV y batería de 62 KWh, el coche cuesta 39.505 euros, si bien tiene descuentos de 2.410 euros para dejar la cantidad final en 37.095 euros: es decir, hasta algo mejor que el Cupra.

Entre las opciones que ofrece el modelo español destacan las diferentes pinturas de carrocería -entre 610 y 910 euros-, los diferentes modelos de llantas de 19 y 20″, que pueden costar hasta 1.520 euros… y luego diferentes packs, como el ‘Advanced Pack’ que por 910 euros cuenta con control de velocidad inteligente, cámara trasera, asistente para cambio de luces, navegador o lector de señales de tráfico; siendo el pack más completo el llamado ‘Top Pack Azul’, muy caro -5.130 euros- pero es que incluye casi de todo, pues al pack Advanced suma el techo panorámico, el sistema de proyección de datos HUD, el equipo de sonido Beats Audio de 395W, la tapicería más lujosa para los asientos, la cámara 360 o la suspensión regulable.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.