Tecnología HC

¿Cuántas caras puede tener un Porsche 911?

Si piensas en este Porsche, seguramente imagines que sólo se puede conducir de una manera: muy rápido, 'al ataque' y con todos los sentidos puestos en la carretera. Sin embargo, la tecnología tiene otra forma de pensar...

Selector de modos de conducción del Porsche 911

Y es que con la ayuda de la electrónica, la tecnología, la informática… los coches se han ido convirtiendo, cada vez más, en máquinas capaces de ‘adecuar’ su carácter según las circunstancias. Unas circunstancias que pueden ser: viajar sólo o acompañado, el tipo de carretera e, incluso, el estado de ánimo del conductor.

Posiblemente, en ese aspecto, uno de los coches más camaleónicos hayan sido las últimas generaciones del Porsche 911. A priori, su aspecto, su potencia, su larga ‘tradición’… nos hacen ver en él un deportivo sin concesiones; sin embargo, es un modelo con múltiples fácetas por mostrar. Y eso es lo que ha hecho la marca alemana: colocar a este coupé en cinco situaciones distintas. ¿Cómo se ‘adapta’ a cada una de ellas, variando el funcionamiento de elementos como el chasis, el motor o la transmisión?

El modo normal: un viaje sin sobresaltos

Ideal para viajar de forma relajada, es el modo de conducción que tiene el 911 cuando arrancas desde el coche desde el mando giratorio situado -cómo no- a la izquierda del volante. Dice Porsche que es el «más adecuado para viajar sin prisa y cómodamente». Cosas que suceden en este modo: la respuesta del acelerador es menos rápida y la subida de marchas en la caja de cambios PDK de doble embrague sucede a regímenes inferiores.

Imagen del Porsche 911 en carretera

Por otra parte, la suspensión también prioriza el confort e incluso el Porsche se vuelve más discreto por sonido, ya que las válvulas de mariposa del sistema de escape deportivo permanecen cerradas. Dice la marca que es el ejemplo perfecto de lo que se conoce como ‘gran turismo’, en el que el conductor sólo tiene que limitarse… a eso: conducir.

El modo wet: ¿cómo conducir si el asfalto está resbaladizo?

Quizá al 911 le persiga toda su vida aquello de que al ser un modelo de ‘todo atrás’, con un reparto de pesos que no es el más equilibrado y con mucha potencia… resulta un modelo delicado de conducir, sobre todo en caso de lluvia. Pues bien, existe un modo de conducción denominado ‘Wet’ pensado para que nada de eso suceda bajo ninguna circunstancia.

Curiosamente, este modo de conducción se estrenó hace bien poco, concretamente en 2019 y en la actual generación del modelo -la conocida como 992-. Porsche asegura que se desarrolló para ofrecer «una asistencia inteligente y proactiva en las peores condiciones». En este caso, gracias a la utilización de sensores acústicos que se situan en los pasos de rueda delanteros y que detectan el agua, este modo puede detectar que existe riesgo de aquaplaning, es decir, que debido a la acumulación de agua en la carretera, las ruedas lleguen a perder el contacto con el asfalto.

Imagen de los modos de conducción del Porsche 911

Con este modo activado, además, ayudas electrónicas como los controles de estabilidad y tracción se vuelven menos permisivos, actuando antes pero de una manera más suave. Además, también se actúa sobre la aerodinámica activa -básicamente el alerón traserp- y el funcionamiento del diferencial activo trasero -elemento opcional del 911, que reparte de la forma más conveniente la fuerza del propulsor entre las dos ruedas posteriores- con el objetivo de mejorar la máxima estabilidad.

Por lo demás, en los 911 con tracción total, el modo Wet lo que también hace es enviar más fuerza al eje delantero para mejorar la motricidad, al tiempo que ayuda a que la respuesta del motor sea más ‘plana’, lo cual siempre contribuye a reducir posibles derrapajes.

Modo Sport: empieza la diversión

Ideal para utilizar con asfalto seco y en buen estado, este modo hace que el sonido del escape se vuelva más intenso, que la respuesta del acelerador resulte más inmediata y que el cambio automático de ocho marchas se afane en subir y bajar de marcha con mucha más rapidez. Por otra parte, en las versiones que lo equipan, la suspensión se vuelve más firme -menos movimiento de la carrocería-… e incluso los soportes sobre los que se asienta el motor bóxer de seis cilindros también ayudan a mejorar el comportamiento.

Modo Sport Plus: para expertos… o para el circuito

Es la modalidad más ‘extrema’ de un deportivo como el 911, y en la que puede demostrar todo de lo que es capaz. Dice la propia marca que se ha adaptado para la circulación en circuito -un tipo de escenario que la marca conoce bien-, con el objetivo de sacar el «máximo partido posible al chasis y a la transmisión del 992».

De hecho, con él activado, la respuesta del acelerador es prácticamente instantánea y afilada, lo cambios de marcha se vuelven aún más rápidos que en el modo Sport, el tacto de la dirección se vuelve más preciso y la suspensión hace que los movimientos de carrocería se reduzcan al mínimo… a cambio, claro, de reducir el nivel de comodidad de quienes viajen a bordo.

Todas esas ventajas se aprecian, lógicamente, en un terreno favorable, como son las pistas de los trazados de todo el mundo. Aseguran en la marca que en este modo es cuando se produce la mayor ‘conexión’ entre el coche y el conductor, pero seguramente también sea el más exigente de todos y en el que las ayudas a la conducción pasan a un segundo plano, volviéndose más permisivas y dejando más margen a la persona a los mandos.

Modo Individual: por si ninguno te convence

Aunque con los cuatro modos anteriores citados, casi cualquier usuario debería encontrar la configuración que más le convence para su estilo de conducción, existe la posibilidad de que ninguno de esos modos predeterminados te convenza; por eso, el modo individual lo que permite es que el usuario elija una puesta a punto a su gusto. ¿Algunos ejemplos? Combinar la agradable suspensión del modo ‘Normal’ con los cambios de marcha más rápidos y el tacto de dirección más directos del modo ‘Sport’.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.