Tecnología HC

A qué dos tecnologías ha tenido que acostumbrarse Ken Block del Audi S1 Hoonitron

Ken Block es un experto en marketing… y un afortunado. Cada vez más marcas desarrollan vehículos en exclusiva para él, con el fin de que tomen parte en sus gymkhanas. Así es el juguete que Audi le ha regalado a Block.

La marca alemana ha presentado un nuevo prototipo eléctrico basado en el legendario Audi Sport Quattro S1 Pikes Peak de 1987, un vehículo que se está volviendo viral en redes sociales, como los demuestran los 4,7 millones de visualizaciones en apenas un mes, que ha tenido un video donde es protagonista.

En realidad, parte de culpa es por Ken Block y las diabluras que hace con este coche de competición. El piloto estadounidense nos tiene habituados a sus conocidas gymkhanas, ¡pues bien! En este caso, su última producción es la denominada Electrikhana, en la que maneja el Audi S1 Hoonitron por las calles, parkings e incluso casinos de Las Vegas -Estados Unidos-.

Llegar hasta ese video ha sido un reto por ambas partes, por un lado, Audi solo ha contado con ocho meses para poder preparar este prototipo y los equipos de Audi Sport en Neckarsulm y de Audi Design han tenido un duro trabajo para poder cumplir con los tiempos establecidos.

Por el otro lado, Ken Block ha tenido que adaptar su estilo a la conducción de un modelo 100% eléctrico. Y es que el piloto está más acostumbrado a conducir coches de combustión con cambio manual, como en las gymkhanas que ha ido protagonizando y que puedes ver en el canal de YouTube de Hoonigan, vehículos con enormes potencias como el Ford Mustang RTR Hoonicorn V2 de 1965  o el   Ford F-150 Hoonitruck de 1977, con 1.400 CV y 914 CV, respectivamente.

El proyecto actual de colaboración con Audi comenzó hace más de un año. Y no solo repercute positivamente para Block: Audi ha aprovechado la gymkhana para hacer este automóvil eléctrico. En diciembre del pasado año, Block se unió a Audi para empezar una nueva andadura junto a ellos, haciendo que conducir este vehículo eléctrico también sea un desafío para él.

En esta última gymkhana hay varios guiños a distintos clásicos de la marca alemana como son los Audi 90 IMSA GTO, Quattro Grupo B A2, Audi R8 LMP y R18 e-tron Quattro esto últimos dos míticos de las 24  horas de Le Mans.

En cuanto a los aspectos técnicos, este nuevo prototipo cuenta con un sistema potencia independiente para caja eje, con la que se incrementa el control que tiene el piloto a la hora de hacer sus acrobacias al volante. Concretamente, cada eje dispone de 250 kW – 335 CV- y 320 Nm de par, que en total hace que la potencia que tiene el sistema sea de 500 kW – 670 CV – y un par máximo de 640 Nm.

El nuevo Audi S1 Hoonitron dispone de un equilibrado reparto de pesos, con un 52 % sobre el eje delantero y un 48% sobre el trasero. Llama la atención la reducida distancia entre ejes, de tan solo 2,4 metros – 16 centímetros menos que un Audi A1 Sportback -.

Esto se debe a que, de esta manera, es más fácil que el vehículo sea más ‘vivo’ de reacciones, algo perfecto para los derrapes y ‘donuts’ de Block a toda velocidad y algo a lo que también contribuye la palanca del freno de mano situada muy cerca del volante.

La firma alemana es conocida por la calidad de sus productos, algo que concuerda con su suspensión, que es de altas prestaciones – algo necesario conociendo a Ken Block-, formadas por columnas McPherson en ambos ejes con más de 200 milímetros de recorrido, capaces de soportar todo tipo de salto. Su transmisión es totalmente electrificada con un motor generador en cada eje – MGU- y un peso total de tan solo 55 kg.

Las cuatro baterías de alto voltaje, que utiliza son similares a las que la marca usa para sus modelos híbridos, tienen una capacidad 14,4 kWh que dan como resultado 57,6 kWh y funcionan a 800 voltios para nutrir de energía al sistema de impulso. P

ara finalizar, cabe destacar sus neumáticos de la marca Toyo Tires -más de 100 neumáticos empleados en la prueba- y su chasis de fibra de carbono para reducir el peso. ¿Cuánto puede valer esta creación único? Se estima que la unidad cuesta unos 12 millones.

Mis ganas de indagar y contar van de la mano con mi apego al mundo del motor, en parte a mi afición a la Fórmula 1. Ahora además de ser una devoción es parte de vida profesional, gracias a HackerCar, lugar idóneo para además de poder disfrutar contando las últimas noticias del mundo automovilístico, también para aprender y evolucionar como periodista. Aprendiendo día a día sobre el mundo de la automoción desde una perspectiva más tecnológica.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.