Tecnología HC

3 tecnologías que los coches copiaron de los animales

Los coches de hoy en día están llenos de tecnologías. ¿Dónde encontraron los técnicos la inspiración para desarrollarlas? Pues, con bastante frecuencia, en la naturaleza. ¿Qué sistemas "comparte" tu coche con el reino animal?

Imagen de un perro al volante
Image by PublicDomainPictures from Pixabay

Hoy en día, cualquier coche nuevo que compres -sea más grande o pequeño, más caro o barato- incorpora una serie de sistemas desarrollados para hacerte la vida a bordo mucho más fácil.

Y, por supuesto, no cabe duda de que los técnicos e ingenieros responsables de su creación han utilizado todos los recursos -e inteligencia- a su alcance. Pero, ¿alguna vez te has preguntado de dónde han podido obtener la inspiración?

En la mayoría de casos la respuesta es, cuanto menos, curiosa. Muchas funciones que puedes ejercer a través de tu vehículo tienen su origen en los animales. Veamos algunos ejemplos:

La beluga y su radar frontal

Al igual que el resto de mamíferos marinos, la beluga recorre enormes distancias sobre el fondo del mar. Muchas veces a profundidades casi abisales, donde la luz del sol llega con muy poca fuerza, y la oscuridad campa a sus anchas.

Imagen de una beluga

Del mismo modo que el radar de tu paragolpes frontal, este cetáceo posee un dispositivo emisor de ondas -situado en su cabeza- que rebotan contra los obstáculos. De este modo, puede detectarlos y realizar maniobras evasivas… o también detenerse por completo.

La visión nocturna del búho

En esta cabecera hemos contado ya con la presencia de varios modelos equipados con visión nocturna. Mediante una cámara en la parrilla delantera, te permiten ver lo que tienes delante aunque estés completamente a oscuras. Muy original, ¿verdad? ¿Y no será -tal vez- que a los chicos de VAG y PSA les ha dado por sacar «el papel carbón»?

Imagen de un búho

Porque las aves nocturnas -como el búho– llevan desde tiempos inmemoriales cazando bajo la luna. Sus ojos están capacitados para absorber 10 veces más luz que los nuestros y, por ello, atraviesan volando los más densos bosques sin rozar un solo tronco.

Los sensores «bigotudos» de los gatos

Aunque los felinos tienen una visión casi tan eficaz como la de sus plumíferos compañeros, hay muchos gatos ciegos que logran orientarse sin problemas dentro de una casa. Y es que gracias a los bigotes del hocico y las vibrisas de la frente, pueden «tocar» los objetos antes de chocar con ellos.

Imagen de un gato

Los sensores de aparcamiento de tu coche funcionan de manera muy similar. El arco detector que producen entra en contacto con los obstáculos mucho antes de llegar a golpearlos con la carrocería. De este modo, aunque tu vista no alcance tendrás una clara referencia de la distancia que te queda hasta impactar.

Diego García
Licenciado en Periodismo, comencé mi andadura en prensa local con el Heraldo de Soria y terminé haciendo labores de comunicación para la Biblioteca Digital del Ayuntamiento de Madrid. Agradecido de poder expresar con mi trabajo mi amor por los coches. Petrolhead a tiempo completo y, cuando no estoy trabajando, pilotillo en simuladores de conducción. Sólo estoy vivo cuando estoy en la carretera. Creo firmemente en un uso responsable de la tecnología. Por ello, mi cometido aquí es contribuir a que la sociedad pierda el miedo frente a los avances y cambios que trae.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, escribe tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.